Fallas fatales en su plan de negocios

Plan de negocios ¿Que hay que tomar en cuenta?

Un plan de negocios es una guía  la cual lleva paso a paso a los aspirantes a emprendedores a medida que van construyendo sus nuevos negocios.

Al realizar la evaluación de un concepto de negocio, las expectativas poco realistas o un pensamiento defectuoso pueden colarse y socavar la planificación.

El entusiasmo por la idea puede llegar a distorsionar la capacidad de una persona para ver posibles obstáculos.

Estos son algunos de los escenarios que los emprendedores en proceso deben tener en cuenta.

Expectativas irrealistas

Si bien es normal utilizarse a uno mismo como el cliente ideal no resulta ser una idea inteligente, ya que al comprender el valor y la disponibilidad de ese producto o servicio.

Podemos con ello malinterpretar el tamaño del mercado y la tracción que puede lograrse más allá de un grupo selecto de verdaderos creyentes.

Información insuficiente

Confirme la necesidad de sus productos o servicios cuando investigue y certifique la cantidad de clientes potenciales que cuentan con el dinero y el motivo para comprarle.

Además, hay que asegurarse que entiende el proceso de compra. ¿Quién da luz verde a la venta? ¿Cuál es el rango de precios donde puede moverse?

Por último, ¿Dónde obtienen actualmente los clientes potenciales estos productos o servicios?

Acceso a clientes

El tener contacto y acceder a los clientes lo es todo y en algunas industrias o clientes objetivo esto es una labor que resulta imposible

Podemos identificar a los clientes correctos, entender cómo nuestros productos o servicios se ajustan a sus necesidades además de saber cómo fijar precios y  realizar las entregas.

Pero si los clientes potenciales no cuentan con la confianza de trabajar con usted porque no tiene  el respaldo de una fuente confiable, morirá de hambre.

Sobreestimación del flujo de caja.

Por lo general, las empresas no logran contar con ventas brutas deseables o no mostrarán una ganancia neta  respetable, durante el primer año de operaciones.

Las empresas que cuentan con altos costos de inicio, en especial, requerirán periodos mas largos de recuperación.

Un plan de negocios debe contemplar el potencial de flujo de efectivo negativo y detallar cómo se cubrirán los gastos fijos y variables durante ese periodo.

Uno debe conocer cómo se financiará el inventario, se pagará la nómina y se pagará la renta de la oficina.

Al escribir su plan de negocios, es recomendable realizar encarecidamente  proyecciones financieras conservadoras.

La adquisición por parte de el cliente puede demorar más de lo esperado y el tamaño de sus compras puede ser inicialmente pequeño de lo pensado.

Además, es factible que una empresa sea rentable en papel y aún sufra problemas de flujo de efectivo, si los clientes no pagan a tiempo.

Subestimar los costos de puesta en marcha

Realizar una estimación razonable de cuánto costará poner en marcha la empresa es esencial.

Debemos estar preparados para poder cubrir el costo de todos los permisos, equipos, inventario y personal necesarios para la realización del negocio.

Si planeamos contratar empleados, es importante que tengamos una buena idea del personal mínimo que necesitaremos por adelantado,siempre podremos contratar más a medida que aumenten los ingresos.

Modelo de negocio del “pensamiento mágico”.

El modelo de negocio nos ilustra la forma en que nuestra empresa resultará rentable.

Las correlaciónes bien estructuradas entre los procesos de marketing, finanzas y operaciones mantendrán y promoverán la rentabilidad de la empresa, y en nosotros recae el determinar cómo ocurrirá.

El modelo de negocio describe las funciones básicas de la empresa.

La propuesta de valor de nuestros productos o servicios debe ser articulada.

Debemos de tener en cuenta la propiedad intelectual, derechos de patente, relaciones clave o capital. La estrategia de marketing general y las tácticas y recursos seleccionados que promoverán la propuesta de valor.

Es recomendable  segmentar los modelos de planes de negocios con subtítulos:

  • El modelo de ingresos, para describir lo que venderá, sus planes de marketing y cómo espera generar ingresos
  • El Modelo Operativo, para detallar dónde hará negocios y cómo funcionarán las operaciones diarias.
  • El modelo de Capital de Trabajo, que significa los requisitos de flujo de efectivo del negocio.

Entender el flujo de efectivo nos auxilia para reconocer cuándo estará disponible el dinero para cubrir gastos como el alquiler y la nómina (es distinto de los ingresos).

Una empresa puede generar ingresos (ventas) adecuados y aún así sufrir problemas de flujo de efectivo.

Nuestro modelo de negocio nos mantendrá organizados y mantendra nuestras  prioridades realistas.

Cuestiones como el control de calidad, la recuperación de cuentas por cobrar, la gestión de inventario y la identificación de socios estratégicos significan mucho más que nuestro número de seguidores en Facebook, por poner un ejemplo.

Comparte